Justicia ordena indemnizar a todos los alumnos de la Universidad del Mar

By / 7 años ago / Sin categoría / No Comments
Justicia ordena indemnizar a todos los alumnos de la Universidad del Mar

En el juicio civil que se emprendió contra la defenestrada casa de estudios indica que se deben pagar costos de arancel, matrículas, arriendos y transportes a más de 20 mil estudiantes ligados al plantel al momento del primer anuncio de cierre 2012.

Tras un extenso juicio, el Tercer Juzgado Civil en Viña del Mar ordenó que la Universidad del Mar, que enfrentó un anuncio de cierre en el 2012, deberá indemnizar a la totalidad de quienes estudiaban en sus aulas, o estuviesen vinculados de alguna manera al plantel.

Esta sentencia se evacuó el 8 de enero de este año, y se gatilló por una demanda colectiva que interpuso el Servicio Nacional del Consumidor (Sernac) de la V región.

Si es que esta sentencia se hiciera efectiva, contemplaría una solución para ex alumnos de todo el país.

En la acción que presentó el Sernac se exige el reconocimiento de al menos diez “cláusulas abusivas” de los contratos que cada uno de los alumnos debió firmar al ingresar al plantel. A esto se suma una indemnización de todos ellos, dependiendo de su situación, lo que incluiría el pago por el detrimento del título profesional una vez que se conoció las condiciones en las que ellos estaban estudiando.

De acuerdo a las condiciones del daño que se consideran, las compensaciones se dividieron en grupos.

En el primero están los que fueron reubicados en otras universidades gracias al convenio que realizó el Ministerio de Educación. A ellos se les deberá pagar el dinero que gastaron en el traslado a otras casas de estudio u otras sedes equivalentes a la beca Junaeb de la Universidad del Mar según tramos, donde se considera un mínimo de 32 mil pesos por 10 meses.

En el segundo grupo están los que fueron reubicados en el 2013 en otras universidades de forma individual, los que dejaron de ser estudiantes de la defenestrada casa de estudios. De acuerdo al fallo, a ellos se les debe indemnizar el atraso académico de cada uno. Además, recibirán dinero por los costos de traslado, además de la diferencia entre el arancel pagado entre el 2013 y 2014 en la nueva institución y la vigente de la Universidad del Mar.

En el tercer grupo están quienes no pudieron ser reubicados, y por ello no pudieron estudiar en el 2013. A ellos se les debe indemnizar con un monto equivalente a un arancel de su carrera en el 2012, y si es que corresponde, también se les deberá pagar el retraso académico que les significó.

En el cuarto grupo, están quienes tuvieron ramos en la Universidad del Mar, que no pudieron convalidar u homologar en otras instituciones. A estos se les compensará el valor de todas las matrículas y aranceles pagados durante todos los años de permanencia en la U. del Mar y los gastos que incurrieron por transporte. Para esto se considerará, por alumno, un monto equivalente a dos pasajes diarios a una tarifa de 180 pesos cada uno, durante 5 días por semana y durante 10 meses cada año.

En el último grupo están los estudiantes que debieron cursar estudios fuera de su lugar de origen y que hayan concretado gastos relativos a alojamiento, pensión, residencia o arrendamiento. Para ellos, se calculará una indemnización que corresponda a la suma de 95 mil pesos mensuales, por 10 meses, cada año.

El síndico de quiebras de esta casa de estudios, Cristián Herrera, ingresó un recurso para anular esta resolución. A su juicio, la prueba que presentó el Sernac no es consistente, ya que serían “recortes de prensa” y como testigos se habrían presentado “funcionarios del propio Sernac”. Asimismo, no se habrían –según él- acreditado los perjuicios por los que se le pide la indemnización.

 

admin

The author didn't add any Information to his profile yet.

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked. *